¿Existen alimentos buenos y malos?

¿Existen alimentos buenos y malos?
30/03/2016 Andrea Higuera

Alimentos buenos y malos

Seguramente te hayas preguntado muchas veces si puedes comer o no algún alimento determinado, si será bueno para tu dieta o romperá tu régimen. El mejor consejo que podemos darte es que no hay alimento bueno o malo, sino más o menos recomendable para cada persona en cada caso y que siempre se debe valorar la dieta en su conjunto. Por lo tanto, se bebe ser crítico con toda la información que nos llega en la que nos aseguran que debemos consumir un sólo alimento concreto o un ingrediente para un objetivo de salud determinado. Así como huir de las dietas milagro y las dietas monótonas que se basan en un solo alimento o grupo de alimentos, así como del grave error que es etiquetar a un alimento de forma aislada.

Algunas recomendaciones son claras para proteger nuestra salud, como la de la organización mundial de la salud (OMS) que limita el consumo de azúcar a un 10% de las ingestas diarias, intentando reducirlo al 5%, o lo que es lo mismo, unas 6 cucharillas.

Debemos recordar siempre que la mayoría del azúcar, así como la sal (de la que no deberíamos tomar más de 5g/día) se encuentra de forma “escondida” en los alimentos procesados, y que por tanto no basta con no añadir azúcar o sal a nuestras comidas, sino que hay que prestar especial atención a las etiquetas para evitar sorpresas como es el hecho de que una pizza estándar contenga entre 2-5g de azúcar por 100g.

Es importante informarse especialmente si se sufre alguna patología como obesidad o hipertensión. Será especialmente útil aprender a leer etiquetados nutricionalestécnicas culinarias si no cocinamos en casa, con lo que descubriremos de nuevo azúcar y sal escondidas. Otro ejemplo, el azúcar que se añade en un filete de restaurante cuando quieren que quede poco hecho y con aspecto sangrante.

En conclusión, siempre es más saludable consumir alimentos frescos (frutas, verduras, ensaladas) que productos precocinados o ‘fast food‘, cuyo consumo debe darse de forma muy ocasional.

fast food

Artículo escrito por Marta Salas

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.