La Dieta del potito ¿una dieta sólo para bebes?

Una de las dietas más de moda actualmente es la dieta del potito o del bebé, es una “supuesta” dieta depuradora que tiene como objetivo la pérdida de peso y la eliminación de toxinas, sustituyendo las comidas diarias por los tradicionales potitos de bebé. Fue creada por Tracy Anderson, entrenadora de muchas famosas de Hollywood, como son Jennifer Anniston, Lady Gaga o Gwyneth Paltrow, quienes son seguidoras y cumplidoras de la misma.

¿En qué consiste la dieta del potito?

La dieta está basada en comer 14 potitos infantiles (se recomienda que sean sobre todo a base de avena y verduras) al día y realizar una cena de adulto a base de carne y verduras. ¿Por qué? Porque son ricos en vitaminas y carecen de sal, grasa y azúcares añadidos, y tienen un bajo aporte calórico.

Un potito tiene aproximadamente unas 70 kcal, si calculamos serían 1000 kcal a base de potitos y 400 kcal aportadas en la cena, por lo tanto, esta dieta aportaría 1400 kcal diarias. Son calorías muy justas, y más aún si somos personas activas.

Ejemplo de dieta diaria:

  • Desayuno: dos potitos de frutas
  • Almuerzo: potito de frutas
  • Comida: dos potitos de verdura con pollo o ternera
  • Merienda: potito de frutas
  • Cena: Ensalada con carne, pollo o pescado

Contraindicaciones de la dieta del potito

  1. Aporte calórico. Son calorías muy justas. Es una dieta peligrosa y deficiente, pues la recomendación de la OMS es de 2000-2500 kcal en hombres adultos y de 1500-2000 kcal para las mujeres adultas, y las calorías que aporta esta dieta sólo son unas 1400 kcal.

  2. Un sólo alimento. Una dieta sana y equilibrada se basa en la variabilidad de la dieta. Una dieta que se base en un solo alimento es un error. Es importante comer de todo, en cantidades adecuadas y a base de alimentos sanos.

  3. Problemas de salud. Como dieta extrema que es, puede desencadenar muchos problemas de salud. Puede provocar desde trastornos más leves como el malestar o el cansancio a serios problemas digestivos. También produce importantes deficiencias nutricionales sobre todo déficits de vitaminas o de minerales.

  4. Agotamiento. Al ser una dieta con un aporte calórico y al caer en deficiencias vitamínicas o de minerales, es muy habitual la aparición de estados crónicos de fatiga, cansancio y bajo rendimiento muscular. Esto no es nada recomendable en personas que son deportistas o personas muy activas, ya que notarán los efectos al instante y seguir el ritmo comiendo a base de potitos es muy peligroso.

  5. Efecto rebote. Las dietas hipocalóricas y monótonas producen en el organismo una sensación constante de falta de energía y forzamos el metabolismo durante un tiempo, lo que lleva a almacenar reservas en cuanto volvemos a una relativa normalidad, y se recuperan los kilos perdidos e incluso se gana alguno más, además de sufrir deficiencias que pueden desembocar en enfermedades.

  6. Alimentos en trozos. Es más recomendable tener que masticar y triturar lo alimentos que tomarlos en forma de puré, ya que los alimentos que se mastican proporcionan una mayor sensación de saciedad y ayudan a sentirse lleno y controlar el apetito.

  7. No hay estudios científicos sobre esta dieta.

Conclusiones

Es cierto que llevando a cabo esta dieta se produce una importante pérdida de peso, ya que es baja en calorías y las cantidades de proteínas, grasas e hidratos de carbono que contienen los potitos infantiles están dirigidas a los bebés.

Sin embargo, es una dieta que, al basarse en el semi ayuno, cena rica en proteínas y carencia de hidratos de carbono, produce fatiga, agotamiento e importantes y graves problemas de salud. Esta dieta puede ser muy peligrosa en personas que sufren diabetes e hipertensión, porque muchos de estos productos tienen cantidades elevadas de sal y/o azúcar.

Por ese motivo, y además, teniendo en cuenta que los potitos están pensados para las necesidades nutricionales de un niño, no es difícil comprender que son alimentos totalmente insuficientes para un adulto. Y además, estas dietas se realizan durante breves periodos de tiempo y por tanto se altera el metabolismo de forma que cuando se abandone la dieta, se recuperarán los kilos, apareciendo el efecto rebote, y el resultado de la dieta habrá sido totalmente insatisfactorio y perjudicial.

Por tanto, nuestra recomendación es que hay que seguir una dieta sana y equilibrada, que incluya de forma variada todos los grupos de alimentos. En el caso de querer comenzar una dieta para perder peso es importante que acudas a un nutricionista que te ayude y te aconseje en función de tus necesidades. Y olvídate de las dietas milagro.

Pincha aquí para leer algún artículo sobre el tema. Más Artículos dieta potitos

Artículo escrito por Elena Barquín

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.