La dieta de Terica Uriol: la dieta del bocadillo

La dieta de Terica Uriol: la dieta del bocadillo
17/07/2017 Nina Eichhorn

La dieta de Terica Uriol: la dieta del bocadillo

Otra de las dietas a las que la gente vuelve a recurrir para quitarse esos kilitos de más y lucir traje de baño en las vacaciones, es la famosa dieta del bocadillo. Para todos aquellos que todavía no os suene, os la damos a conocer un poco a continuación.

La dieta del bocadillo la diseñó ya hace más de diez años la nutricionista Terica Uriol, y tiene como alimento estrella el pan (un hidrato de carbono muy temido por la población en general).

Su dieta se basa en la dieta Mediterránea teniendo como referencia la pirámide Nutricional, utilizando hidratos de Carbono de base como las verduras, hortalizas, cereales y frutas, y en menor proporción proteínas tanto animales como vegetales y con un consumo mínimo de

grasas.

Terica afirma que los hidratos de carbono son esenciales para el organismo y deben suponer el 50% del perfil calórico, y son las grasas y no estos los culpables de la obesidad.

La clave de esta dieta es mezclar el pan en la cantidad apropiada para cada persona con los alimentos adecuados, en forma de bocadillos medianos en una de las ingestas (puede ser comida o cena), cuidando los alimentos que se ingieren en el resto de las ingestas (desayuno, comida/cena y merienda). Terica aconseja mezclar el pan con proteínas con poca grasa, evitando mojarlo en salsas, o acompañarlo con alimentos grasos como los embutidos, o los quesos curados.

Algunas opciones que recomienda de bocadillos son: el bocadillo de jamón serrano sin grasa con tomate, el bocadillo de lechuga, anchoas, tomate y cebolla, o el bocadillo de tortilla francesa con verduras.

Además, la nutricionista aconseja combatir la ansiedad, o el hambre mediante el consumo de frutas, (alimento que te prohíben en la mayoría de las dietas), evitando así el consumo de alimentos procesados y combinar la dieta con ejercicio moderado.

Nuestra opinión:

No la podemos catalogar como dieta milagro porque no promete una pérdida de peso desmesurada en muy poco tiempo. Además, se trata de una dieta basada en la dieta Mediterránea en la que no se elimina ninguna categoría de alimentos necesarios en la dieta, por lo que no la vemos muy distinta de otras dietas convencionales que se apoyan en las recomendaciones nutricionales generales.

Por otro lado, nos gusta la idea de que no se prescinda de los hidratos de carbono, ya que son eliminados en la mayoría de las “dietas”, y como afirma Terica deben suponer de un 50-55% del ingreso energético total.

Sin embargo, como ya hemos comentado en otras ocasiones, en Nutrigen apoyamos la idea de que cada dieta debe ser individualizada y personalizada en base a las necesidades de cada paciente, y lo más importante es que una dieta no debe ser pasajera, sino que se deben implantar a través de una educación nutricional hábitos para toda la vida.