Recomendaciones de platos que puedes pedir cuando comes fuera de casa

Recomendaciones de platos que puedes pedir cuando comes fuera de casa
17/10/2017 Nina Eichhorn

Recomendaciones de platos que puedes pedir cuando comes fuera de casa

En Nutrigen somos conscientes de que la dieta ideal, es aquella que aparte de tener unos valores nutricionales acordes con cada situación fisiológica, debe estar completamente personalizada y adaptada a la vida de nuestros usuarios. Sois muchos de vosotros los que nos contáis que no podéis seguir al pie de la letra las pautas nutricionales, ya que tenéis una vida social muy activa o simplemente, sois personas que no os gusta cocinar o no tenéis tiempo para ello y recurrís a comer fuera de casa. Por ello, os recomendamos a continuación, opciones de platos que podéis pedir sin problemas en cualquier restaurante, sin renunciar a seguir cuidándoos:

Para picar

Llegas a un restaurante con hambre y tus acompañantes deciden que podéis pedir algo aparte de vuestro segundo para todos. Lo primero que ves en la carta son esas croquetas de jamón con fotografía incluida que os apetecen a todos, ¡pero que no cunda el pánico! Hay muchas opciones deliciosas que están igual de buenas que unas croquetas. La clave es que no siempre están en la sección de picar de la carta. Si has pedido un segundo proteico tipo carne o pescado, una parrillada, unos crudités de verduras con hummus o una ensalada (sin salsa, y aderezos grasos tipo foie), son las recomendaciones más idóneas. Si por el contrario, te has decidido a pedir como plato principal una verdura o un cereal, puedes optar por unos mejillones al vapor, un pulpo a la brasa, o unos boquerones en vinagre.

Tartar/sashimi

Si estás harto de pedir pescados a la plancha, estas son tus mejores opciones. El sashimi es un plato muy ligero, con muy pocas calorías y con alta cantidad de proteínas, por lo que es bastante saciante. Si no te atreves con el pescado crudo tal cual, tu otra opción sería el tartar, un plato fresquito muy presente en las cartas de hoy en día, además con gran variedad de pescados. El más demandado suele ser el tartar de salmón, rico en omega 3, un tipo de grasa poliinsaturada muy importantes para el buen funcionamiento de corazón, por tanto, es una opción ideal si vas a salir a comer fuera de casa.

Revueltos

Siempre suelen estar en las cartas de los restaurantes mediterráneos, en esta ocasión, los encontramos en la sección de la carta para picar la mayoría de las veces. Es una opción muy socorrida en cualquier restaurante, ya que su principal ingrediente es muy básico, y aunque no lo tengan en la carta, puedes solicitarlo al metre y no hay vez que no te lo puedan preparar. Combina con multitud de alimentos, revuelto de espárragos trigueros, de salmón, de ajetes, de boletus, o incluso, puedes pedirlo en forma de huevos a la plancha combinado con verduras. Como ya os hemos contado otras veces, el huevo es la proteína de referencia, y si además lo combinas con verduras, que aportan multitud de vitaminas y minerales, tienes un plato muy completo.

Ceviches de pescado

Otro de los platos estrella de la temporada de origen peruano son los ceviches de pescado. Como el tartar y el sashimi, es una estupenda opción para cuando tienes un evento social. Suele estar aderezado con jugo de lima y acompañado de multitud de hortalizas, por lo que es un plato estupendo para tenerlo en cuenta cuando estamos a dieta. El pescado contiene proteínas de alto valor biológico y es fuente de magnesio y yodo. De lubina, de salmón, de atún, lo puedes encontrar de cualquier pescado. ¡Anímate si no lo has probado todavía, te resultará muy agradable!

Ensalada de quinoa

No tiene por qué ser de quinoa, puede ser de cualquier tipo de cereal que te guste. En las cartas las hay de mil ingredientes y formas. Quinoa con hortalizas, con champiñones crudos, cuscús con espinacas y frutos secos. Además, estos tipos de ensaladas suelen estar aderezados con jugos de las propias hortalizas y jugo de limón. Si no estás seguro, pregunta al camarero y él te resolverá todas las dudas.

Son platos que están en la mayoría de las cartas de restaurantes de comida Mediterránea, con lo que no te va a ser ya tan difícil elegir y ¡además están buenísimos! ¿Alguien me invita a comer?

Rocío López Puertas