Running, el deporte para todos

Running, el deporte para todos
20/01/2017 Andrea Higuera

Running, el deporte para todos

running

Seguro que más de una vez te habrás preguntado “¿qué deporte quema más calorías?”

Es decir, con qué deporte encontraremos resultados más rápidos, en el menor tiempo posible y que además sea fácil de practicar, con el menor coste, que no nos implique una gran pérdida de tiempo, etc.

En la actualidad tenemos una oferta de actividades deportivas tan grande que sería difícil decir cuál será la más adecuada para cada persona. Tenemos musculación, aeróbic, boxeo, natación, artes marciales, deportes de equipo, multitud de tipos de baile, crossfit que está muy de moda…

También contamos con cada vez más expertos en actividades deportivas como entrenadores personales y coaches deportivos. Pero a la conclusión a la que hemos llegado es que si quieres meter en el mismo “pack” deporte y a la vez no “invertir” mucho tiempo, no gastar mucho dinero y que además sea efectivo a la hora de entrenar y manteneros en buena forma tenemos muy claro cuál es el deporte adecuado, el running.

Correr permite mejorar las capacidades cardiovasculares, tonificar el conjunto del cuerpo y perder peso. Es un deporte muy completo que hace trabajar especialmente los músculos de los muslos, las pantorrillas, los glúteos y la zona abdominal.

La actividad del running te permite perder de forma general entre 300 y 600 Kcalorías por cada 30 minutos de ejercicio, estas Kcal dependerán de factores relacionados con cada persona (como son el estado físico y el peso) así como factores vinculados al propio ejercicio físico (la velocidad, tipo de circuito…).

El ritmo recomendado para perder este número de calorías es de 12km/h (o lo que es lo mismo 5min/km). No significa que ir a una velocidad menor, no vaya a ayudarte a quemar calorías, pero gastaremos menos y necesitaremos más tiempo de carrera para lograr nuestro objetivo.

¿Por qué decimos que es el deporte para todos?

Practicar este deporte es tan sencillo como: vestirte con ropa de deporte cómoda, ponerte las zapatillas… ¡y a la calle!

Sólo necesitas un sitio agradable donde realizar esta actividad, ya sea un parque, una zona que te guste de tu pueblo o tu ciudad, un camino a las afueras, pistas de tierra, la montaña… Como ves, tienes infinidad de sitios donde practicarlo, no requieres de unas instalaciones deportivas específicas, ni necesitas coger tu vehículo para desplazarte, simplemente baja las escaleras de tu casa, de tu trabajo o donde estés y ¡a correr!

Nutrición en el running

Bien, estás decid@ a comenzar con el running, ahora el siguiente paso es la alimentación “¿tengo que seguir una dieta específica?, ¿qué tengo que comer en cada momento?

En los últimos años sufrimos un constante bombardeo por parte de diferentes marcas dedicadas a la nutrición deportiva, aconsejándonos suplementos para nuestro entrenamiento, sin tener en cuenta cómo es de base nuestra alimentación.

Desde Nutrigen nuestra recomendación es que el orden que hay que seguir a la hora de practicar un deporte, incluido el running, sea: dieta equilibrada, nutrición deportiva y suplementación.

Es decir, debemos partir de la base de que nuestra dieta es sana y equilibrada, después nos centramos en realizar los cambios necesarios en la dieta para adaptarla a nuestra actividad física y por último, y sólo si es necesario, incluimos la suplementación. El no seguir este orden puede llevarnos a deficiencias nutricionales, lesiones y dependencia de ciertos suplementos los cuales pueden dañar seriamente nuestro organismo.

pirámide deporte

¿Cuáles son los errores frecuentes en runners y deportistas principiantes?

Comer más calorías de las que necesitamos

Al correr o al haber practicado un deporte en general, sobrevaloramos el gasto energético, no sabemos interpretar correctamente lo que hemos gastado, ya que nuestra percepción de intensidad y fatiga no está entrenada. De esta forma podemos estar ingiriendo más calorías de las gastadas y las que necesitamos.

Suprimir la cantidad de los hidratos de carbono que ingerimos

Muchas veces se tiende a disminuir demasiado o casi eliminar los hidratos de carbono de la dieta para adelgazar. Es un error muy grave que nos perjudica aún más si realizamos ejercicio físico de forma habitual. Cuando estamos haciendo un entrenamiento casi a diario, estos nutrientes serán los que más necesitemos para obtener nuestra energía diaria para nuestras actividades del día a día incluyendo el ejercicio físico. Las consecuencias de una baja ingesta de carbohidratos van desde la fatiga, disminución de nuestro rendimiento deportivo, mareos y náuseas así como pérdida de masa muscular.

Comer en exceso alimentos procesados

Si queremos ayudar a nuestro cuerpo a no engordar deberemos suprimir este tipo de productos, ya que cuentan con una gran cantidad de grasas saturadas, sal y azúcar, que nos pondrán muy difícil el perder peso y esto hará que nuestro entrenamiento evolucione muy lentamente.

Diferenciar cada entrenamiento y cada distancia

No podremos alimentarnos de la misma manera si vamos a correr 10km o 20km. Cada distancia y cada tipo de entrenamiento tiene su alimentación y requerirá más de un tipo de macro o micronutrientes.

Experimentar el día de la carrera

El día que vayamos a correr una carrera no debemos comer algo distinto a lo que vengamos comiendo habitualmente antes de salir a entrenar. Nos arriesgamos a la aparición de molestias gastrointestinales que nos pueden arruinar todo el trabajo que hemos hecho previamente. Asegura con los hábitos y comidas que hayas estado haciendo los meses anteriores.

Artículo escrito por José Miguel Martín

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.