Sal del Himalaya: 12 beneficios para la salud

Sal del Himalaya: 12 beneficios para la salud
12/04/2016 Andrea Higuera

Sal del Himalaya

Esta sal de más de 250 millones de años proviene de las montañas del Himalaya. Se la conoce como “oro blanco” y se la considera la sal más pura y libre de contaminantes que podamos encontrar en el mercado.

¿Qué diferencias hay entre la sal del Himalaya y la sal de mesa común?

  • La sal que todos tenemos en casa y cuyo consumo deberíamos regular, está tratada químicamente. Lo que hace es depurarse al máximo, para convertirla en clorudo sódico, dejando así de ser un nutriente.
  • Con la sal refinada ocurre lo mismo que con el azúcar blanco. Lejos de aportarnos algún beneficio, lo que hace es inflamarnos, y alterar la función de muchos de nuestros órganos.
  • A día de hoy, gran parte de los alimentos que consumimos contienen este tipo de sal, como es el caso de conservas, platos precocinados, congelados, snacks, o embutidos. E incluso la bollería industrial es rica en sal, ya que potencia aún más el sabor.
  • Una alternativa a la sal de mesa sería, sin duda, la sal marina. Ahora bien, ¿sabes cuál es el problema básico de la sal marina? Que, a día de hoy, nuestros océanos también contienen muchos tóxicos derivados del petróleo o el vertido de plásticos.
  • La sal del Himalaya es una alternativa natural, más pura. El problema que tendríamos en este caso es que puede resultar un poco más cara debido a su selecto origen. No obstante, si dejáramos de abusar de la clásica sal de mesa ganaríamos en salud.

sal del Himalaya

Beneficios de la Sal del Himalaya

Algunos de los efectos reportados de esta sal:

  1. Regular el contenido de agua del cuerpo.
  2. Equilibrar el exceso de acidez de las células, particularmente las células del cerebro.
  3. Absorción de partículas de alimento en el tracto intestinal.
  4. Ayudar a limpiar las obstrucciones de moco y flemas en los pulmones, sobre en pacientes que sufren de asma o fibrosis quística.
  5. Actúa como un potente antihistamínico natural que ayuda a limpiar la congestión en los senos nasales.
  6. Previene calambres musculares.
  7. Reafirmar la estructura del esqueleto; puede aparecer osteoporosis cuando el cuerpo necesita más sal y la extrae de los huesos.
  8. Regular el sueño, al ser un hipnótico natural.
  9. Mantener la líbido.
  10. Prevenir la aparición de varices en las piernas.
  11. Estabilizar los latidos irregulares del corazón, junto con el agua es esencial para regular la presión sanguínea.
  12. Equilibrar los niveles de azúcar en sangre y ayudar a reducir la tasa de envejecimiento.

Artículo escrito por Carmen Martínez de Marañón

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.